Terminología anglosajona: ¿Uso o abuso?

Teléfono RU

 

Teléfono RUCon el desarrollo de nuevas teconologías y nuevos descubrimientos surge la necesidad de nuevos términos. En un contexto social internacional en el que la lengua inglesa se ha convertido en el lenguaje per excelence en la red (después del binario, claro está :P), es lógico pensar que se recurra a este a la hora de buscar un nuevo término con el que acuñar a un nuevo descubrimiento, ya sea algo físico, una teoría o incluso una técnica.

En ocasiones estos términos se extrapolan hasta nuestro propio lenguaje, pasando a formar perte de nuestro vocabulario diario. Ninguno de ellos forma parte intrínseca de nuestro lenguaje y, sin embargo, todos los conocemos como si los hubiésemos aprendido en pre-escolar.

¿Podemos decir que el uso de estos término amenace, de alguna manera, a la lengua a la que se importan? Considero que estos nuevos términos tan sólo llenan un vacío que el propio vocabulario de esa lengua no puedo llenar y que, en este sentido, no sólo no resultan un amenaza sino que, además, la enriquecen.

Muchos de estos términos ya son ampliamente usados y reconocidos en la sociedad hispanoparlante: Software, Hardware, Bug, Marketing, Feedback… son claros ejemplos de esta situación.

Sin embargo, hay otra gran cantidad de términos que poseen su propia traducción, muchas veces olvidada. Términos como e-mail, post, trackback, link, click; o malas traducciones de términos como logearse. Es muy común encontrarse este tipo de traducciones (o carencia de ellas) por parte de los usuarios. Pero, además, cada vez es más común encontrárselas de mano de traductores. ¿Es falta de desconocimiento, de criterio o de ganas? He escuchado a mucha gente excusarse bajo el cliché de “los cambios que conllevan los tiempo modernos” o “adaptarse a la nueva terminología”.

Si existe un término, ¿por qué no usarlo? Personalmente, considero que una de las funciones del traductor es interpretar y exprimir el lenguaje. En ocasiones, será el cliente quien requiera que se utilice cierta terminología (debido al carácter que quiere otorgar a su texto); en caso contrario, es labor del traductor ceñirse al lenguaje hasta que no quede más opción.

Otro punto muy común es la carencia de la interrogación o exclamación inicial, aunque esto no deriva únicamente de la introducción de nuevos término, por lo que lo dejo para un futuro artículo. Como siempre, es mi humilde opinión, pero términos como logeate, clickea o linkea, pueden conmigo.

¡A continuación os dejo una pequeña lista de términos que puede seros de utilidad!

Post: Entrada
Publish an entry: Publicar una entrada
Link: Enlace
Click: Clic  (Click here) Haz clic aquí
Trackback: Retroenlace
Log in: Conectarse
Log out: Desconectarse
Online: En línea
Offline: Fuera de línea/Desconectado
Home: Inicio
Tag: Etiqueta
Settings: Ajustes
Keywords: Palabras Clave
Meta-data: Meta datos
API Key: Clave API
RSS Feed: Canal/Fuente/Flujo RSS
Blog: Bitácora
Bookmark: Marcador
Dashboard: Panel de control

Estos son sólo un ejemplo de los cientos de términos que tenen su conocida y correcta traducción al castellano ¿se os ocurre alguno más?

Nota: Uno de los términos que más curiosidad despiera en mí es “entrepreneurship” que tiene como traducción el usado “emprendizaje”. Guardo la teoría de que el término inglés resulta ligéramente complicado de pronunciar y que es por ello que el término castellano ha tenido tanto éxito 🙂

 

 

1 Comments

Deja un comentario